Skip to main content

Ensilaje descubierto: Una guía para el manejo del forraje

Derek Wawack, especialista en forraje de Alltech, ha formado parte de la empresa durante más de siete años y visita casi 500 granjas al año. Partiendo de esta experiencia, explica los elementos clave que busca al inspeccionar el ensilado, y los pasos que los agricultores pueden seguir para evitar problemas costosos.

Seguridad

Cuando voy al campo para una auditoría, lo primero que hago es inspeccionar los silos de ensilaje por cuestiones de seguridad. Las grietas grandes, que normalmente se encuentran cuando hay dos cosechas juntas, pueden caer, causando un colapso. ¿El silo sobresale? ¿Los neumáticos están cayendo? ¿El silo se podría deslizar y causar una avalancha? Siempre tenga mucho cuidado cuando esté cerca de silos grandes.

Hongos 

Los hongos como Penicillium, Aspergillus y Fusarium comúnmente se encuentran en el ensilaje de maíz y son productores de micotoxinas.

Las coloraciones pueden ayudarnos a identificar hongos, especialmente en el ensilaje de maíz. Los hongos entre blanco y rojo/rosado son hongos Fusarium o de campo. Los hongos azul-verdosos son normalmente Penicillium, relacionados con el almacenamiento, pero pueden estar presentes en el campo bajo ciertas condiciones climáticas. Aspergillus, es muy común en climas secos, y es entre color verde oliva o amarillo.

Cuando observe grandes manchas de hongos, no toque, inhale, agarre ni pruebe esas áreas. Muchos hongos causan problemas de salud tanto a los animales como a los humanos, y también pueden producir un buen número de diferentes micotoxinas.

Tanto en los humanos como en los animales, el hongo Penicillium puede causar irritación dérmica y complicaciones en la salud intestinal si se ingiere. Las micotoxinas también pueden causar problemas de desempeño y reproducción.

Cara expuesta 

Un área más grande de la superficie permite que más oxígeno penetre en el alimento, lo cual provoca la formación de hongos y mohos, aumentando el calentamiento. Buscamos una cara lisa, con poco material suelto en la base y los bordes. El equipo adecuado de compactación y extracción puede ayudar a reducir las pérdidas. Las cuchillas proporcionan una cara más suave y limpia y pueden ayudar a reducir las pérdidas con el manejo adecuado. Los rastrillos o garras causarán marcas, incrementando el área de la superficie, pero limitan la penetración de oxígeno durante la compactación. Finalmente, la extracción con palas genera gran penetración de oxígeno debido al movimiento de la cara expuesta del silo.

Inspección con cámara infrarroja

Junto con las técnicas de evaluación de la cara expuesta del silo, utilizamos cámaras infrarrojas para la detección de puntos críticos. Estas cámaras se usan para buscar áreas de inestabilidad aeróbica que podrían corresponder a la presencia de levaduras, mohos, bacterias o incluso al manejo en las prácticas de compactación y extracción. Las cuchillas tienden a no permitir que el oxígeno se acumule en el silo. Los rastrillos y las palas pueden admitir la entrada de oxígeno al silo, provocando un deterioro más rápido.

Otros problemas que vemos con las cámaras infrarrojas son las levaduras. Las levaduras tienden a aparecer en las imágenes en forma de burbuja grande y, al ser solubles en agua, se pueden drenar por el silo. Las levaduras pueden contaminar la parte superior y luego drenarse a lo largo de la pared. Por el contrario, los hongos tienen una tendencia a crecer de forma lineal o esférica. Esto significa que los hongos se mantendrán más en la parte superior del silo y crecerán en líneas.

Plástico

También observamos el manejo del plástico. ¿Se ha alejado demasiado? ¿Es la cantidad adecuada? ¿Los neumáticos están bien ubicados? ¿Los lados están bien cubiertos? ¿El plástico cuenta con arena alrededor de los bordes si se trata de un silo de paredes? ¿O es un búnker en el que el plástico ha sido, como mínimo, colocado por las paredes y/o superpuesto doblemente?

Debido a las curvaturas del área de la superficie del silo, tomar las precauciones adecuadas y un buen manejo de la parte superior puede reducir hasta en un tercio la penetración del oxígeno y la descomposición:

  • Neumáticos: No deben tener espacios grandes entre los neumáticos. De hecho, los neumáticos deberían estar casi tocándose. Para facilitar el peso y la ubicación, las paredes laterales funcionan mejor y reducen la capacidad de retención del agua, lo que podría promover insectos y patógenos.
  • Plástico: Una lona blanco y negro con una película de barrera de oxígeno, o dos capas plásticas blanco y negro, protegerá la parte superior del forraje de los elementos y evitará que los animales penetren en su alimento.
  • Corte: Dependiendo de la altura, las condiciones y otros factores de seguridad, intente mantener el plástico en el borde de la cara entre 2,5 cm a 30 cm del borde de la pared frontal. Lo más común es de 60 a 90 cm, pero el aire, la lluvia y otras condiciones climáticas realmente pueden dañar su forraje cuando está expuesto a los elementos.
  • Tratamiento: La mayor parte del deterioro se produce en la parte superior del silo, donde la densidad no es tan alta. Un inhibidor de hongos puede ayudar a contrarrestar el impacto del aumento del flujo de oxígeno en esta área.

Hasta el 60 por ciento de los gastos promedio de la granja están relacionados con la alimentación. Al aumentar la calidad de su forraje y reducir las pérdidas, usted puede lograr ahorros de costos considerables sin salir de su granja. Para más información sobre el manejo adecuado del forraje, contacte a su representante local. 

¿Alguna pregunta o comentario?