Skip to main content

ESTRÉS EN EL GANADO: Cómo prevenir el estrés del transporte en el ganado

Cómo prevenir el estrés del transporte en el ganado

El Código Sanitario para los animales terrestres de la OIE (Organización Internacional para la Salud Animal), señala que "un animal está en buenas condiciones de bienestar si está sano, cómodo, bien alimentado, en seguridad, puede expresar formas innatas de comportamiento y si no padece sensaciones desagradables de dolor, miedo o desasosiego".

La anterior definición recogida en la web del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación alude a un concepto muy amplio denominado Bienestar Animal.

Dentro del bienestar animal se incluye el transporte de ganado, tanto desplazamiento de una explotación ganadera a otra, como transporte al lugar de sacrificio.

En tal caso, las condiciones de transporte de cualquier tipo de cabeza ganadera requieren hoy en día de un conjunto de elementos que impidan el estrés en el ganado durante la ruta. Para ello se observarán condicionantes como:

  • La temperatura.
  • El espacio dentro del medio de transporte.
  • Evitar a toda costa que el animal sufra golpes, rozaduras, cortes o cualquier otro tipo de lesión.

Evitar el estrés de los animales durante su transporte permite conservar la calidad de la carne destinada al mercado.

 

Protección del ganado durante el transporte

La Unión Europea contempla la protección y el bienestar animal durante su transporte desde los años 70. Concretamente, desde el año 1977, la UE ha venido legislando para que los diferentes estados miembros introduzcan medidas legislativas que eviten el sufrimiento innecesario de los animales, sobre todo, de aquellos destinados al consumo humano.

Esto es así, debido a la importancia del transporte animal como un eslabón esencial en la cadena agroalimentaria. Por eso tenemos una normativa básica dentro de la Unión Europea, que es el Reglamento (CE) N o 1/2005 del Consejo de la Unión Europea, de 22 de diciembre de 2004. Esta norma se aplica para la protección de los animales durante su transporte y operaciones relacionadas.

En España, el Real Decreto 542/ 2016, de 25 de noviembre, integra en un solo texto todas las disposiciones normativas con relación al bienestar y sanidad animal, incluyendo su protección. Además, es obligatorio el poseer la hoja de ruta o CAB (Cuaderno de abordo) que debe acompañar a determinados Animales de producción en viajes internacionales. Este documento refleja una serie de datos y las posibles incidencias del viaje.

Estrés y espacio

La disposición del viaje para el ganado supondrá una mayor o menor pérdida de calidad en su carne a la hora del sacrificio. Debemos tener en cuenta que los animales son seres vivos y que, por tanto, reaccionan a factores estresantes cómo cambios de temperatura, aglomeración, ruido, golpes y duración del viaje, sobre todo si los animales van de pie durante todo el trayecto.

Es importante tener en cuenta las dimensiones necesarias para transportar ganado. Estas dependen de la especie, del tamaño, del peso, del estado físico del animal, la duración del trayecto y la climatología. En un viaje de larga duración y temperaturas elevadas es necesario aumentar el espacio para cada res.

 

En el transporte

La planificación del transporte ganadero debe incluir el mayor número de variables posible. Una de las más importantes es la humedad, pues puede aumentar el efecto perjudicial de las altas o bajas temperaturas, lo cual se notará a la hora de evaluar la calidad de la carne. A la humedad se une el calor producido por los propios animales.

Estos dos fenómenos chocan abiertamente con las corrientes de aire que se producen en el interior de la caja del transporte.

Deben evitarse en lo posible las corrientes de aire, así como mantener un control de la humedad interior mediante el uso de humectadores. A ello debe unirse el uso de ventiladores para una buena calidad del aire y la medición de temperatura mediante sensores.

Es obligatorio que el animal disponga de una “cama” de paja o viruta. Durante las paradas se debe controlar si el suministro de agua es suficiente o si no, reponer el líquido que falta. Las paradas deben realizarse en zonas resguardadas del sol y de las altas temperaturas. Además, es obligatorio tener un plan de contingencia en caso de imprevistos.

La falta de hidratación es uno de los factores más estresantes para el ganado. La deshidratación puede originarse por varios factores:

  • La micción.
  • Las heces.
  • La respiración.
  • La evaporación de líquido por termorregulación del propio animal.

En el caso de animales de corta edad o que no han llegado a un año, la falta de agua puede repercutir muy negativamente, incluso con la muerte de animales.

Por otra parte, las lesiones entre animales debido al movimiento del transporte pueden provocar que se agredan entre sí, aumentando el riesgo de lesiones graves, incluso de muerte, sobre todo tratándose de animales con cuernos, como es el caso de los bovinos.

A lo dicho anteriormente se debe sumar la pericia de la persona que conduce el transporte. Una mayor o menor experiencia transportando animales de producción marca una diferencia notable a la hora de que las reses sufran o no durante el trayecto.

La carga y descarga del ganado son momentos cruciales. Ambos tiempos pueden causar mayor estrés que el viaje. Tengamos en cuenta que vamos a desplazar a un ser vivo desde el lugar que habita habitualmente. Por ello, cualquier modificación que suponga cambios drásticos en su forma de vida, pone en alerta al animal, qué hará todo lo posible para no abandonar el lugar en donde ha estado viviendo.

Son momentos de tensión qué tanto el propietario del ganado cómo los transportistas, deben saber manejar para que no suponga un sufrimiento innecesario que aumente el riesgo de sufrir mayor estrés ante una situación que no puede controlar el animal.

En definitiva, el bienestar animal durante su transporte está debidamente legislado y, por tanto, es de obligado cumplimiento, pues de esto depende evitar sufrimientos innecesarios cómo el obtener buenos resultados para la cadena alimentaria.

Si necesitas más información al respecto, ponte en contacto con nuestro equipo de expertos.

 

Loading...